Daños y Pérdidas

Daños y Pérdidas impactando los Derechos Humanos

Este 24 de Septiembre la Comisión Interamericana de Derechos Humanos recibió a ONGs de Latinoamérica para conversar sobre Cambio Climático y DESCA de mujeres, niños, niñas y adolescentes, pueblos indígenas y comunidades rurales.

La Audiencia 173 del período ordinario de sesiones fue una oportunidad para que se presentara un informe sobre los impactos adversos del cambio climático en los derechos humanos y en especial de las poblaciones más vulnerables.

La Ruta del Clima se sumó a estas organizaciones y aportó al desarrollo del informe que que se presentó. El tema de Daños y Pérdidas fue analizado por nuestra organización y forma parte de este reporte.

Foto: AIDA

¿Qué es Daños y Pérdidas?

Daños y Pérdidas es comúnmente entendido como los “Efectos negativos de la variabilidad climática y el cambio climático que las personas no han podido hacerles frente o adaptarse”, generando pérdidas y daños. Estos impactos negativos relacionados con el cambio climático pueden tomar la forma de eventos climáticos extremos como inundaciones, sequías o huracanes, o ser eventos con un desarrollo paulatino como el incremento del nivel del mar, acidificación del océano y desertificación.

El Panel Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) señaló que “se producirán daños residuales a causa del cambio climático a pesar de las medidas de adaptación y mitigación”, y en su Informe Especial de 2018 sobre 1,5 ° C, se abordaron explícitamente los riesgos residuales, los límites de la adaptación y las pérdidas y daños.

Los Daños y Pérdidas pueden ser económicos o no-económicos, por ejemplo de naturaleza cultural, el lenguaje, migración y otras. Las pérdidas no económicas son causadas directa o indirectamente por el cambio climático, y se dan en un contexto socio-económico determinado que influye en el nivel de vulnerabilidad de los sistemas humanos y en un contexto cultural que interpreta la magnitud de dichos impactos.

La CMNUCC ha incluido dentro de sus programas de trabajo a los Daños y Pérdidas desde el 2010 y en el 2013 se creó el Mecanismo de Varsovia para pérdidas y daños. El artículo 8 del Acuerdo de París reconoce explícitamente “la importancia de evitar, reducir al mínimo y afrontar las pérdidas y los daños relacionados con los efectos adversos del cambio climático, incluidos los fenómenos meteorológicos extremos y los fenómenos de evolución lenta”.

La Decision 1/COP21 párrafo excluye la posibilidad de que el artículo 8 del Acuerdo de París de base para la compensación o responsabilidad respecto a las pérdidas y daños. Sin embargo, esta disposición no excluye las obligaciones y derechos comprendidos en el Derecho Internacional y los derechos humanos.

Los impactos de los Daños y Pérdidas en los derechos humanos han sido mapeados en varios estudios. Estos impactos pueden afectar “los derechos civiles y políticos, como el derecho a la vida, la libertad y la propiedad, derechos económicos, sociales y culturales como el derecho al trabajo, la educación, la seguridad social, el más alto nivel posible de salud física y mental , alimentos, ropa y vivienda adecuados, y la mejora continua de las condiciones de vida; así como los derechos colectivos, incluidos el derecho al desarrollo, la autodeterminación, la paz, un medio ambiente sano y los derechos de las minorías en general”.

El IPCC ha señalado que las “personas que son social, económica, cultural, política, institucionalmente o de otra manera marginadas son especialmente vulnerables al cambio climático”. Estas poblaciones sufren los peores impactos habiendo contribuido en menor medida a las causas, a su vez, tienen menos recursos disponibles lo cual limita su capacidad adaptativa, y por ende les hace más susceptibles a sufrir pérdidas y daños.

El impacto negativo al disfrute de los derechos humanos y las implicaciones respecto a las obligaciones de los Estados en esta materia, hacen que los Daños y Pérdidas sean una temática de relevancia para el Sistema Interamericano de Derechos Humanos.

Impactos en los Derechos Humanos

El Relator Especial sobre el tema de los obligaciones de derechos humanos relacionadas con el disfrute de un lugar seguro, limpio, ambiente saludable y sostenible,  ha mencionado en su último informe que el “cambio climático ya está dañando a miles de millones de personas, violando los derechos humanos, exacerbando la desigualdad y perpetuando la injusticia”.

Los esfuerzos de mitigación y adaptación son estrategias de manejo de riesgo complementarias para lidiar con la crisis climática, que generan un riesgo residual, que son las pérdidas y daños. Los Daños y Pérdidas son un riesgo residual que no son posibles de evitar con base al nivel de acción climática actual. Estos riesgos se vuelven intolerables cuando su incremento pone en peligro objetivos sociales primarios, violentan la normativa internacional y los derechos humanos.

En Latinoamérica los Estados reconocen los impactos adversos del cambio climático y han identificado en diversas comunicaciones la magnitud de los Daños y Pérdidas que afectarán a las personas de sus territorios. Este riesgo residual de la acción climática es una amenaza latente hacia los derechos humanos de la región y su monitoreo es esencial para constatar que no traspasen los límites tolerables.

Reporte sobre Daños y Pérdidas

El aporte completo sobre daños y pérdidas está disponible para descarga y podras encontrar las referencias utilizadas:

Deja un comentario